Consumir los alimentos crudos es una de las mejores maneras que tenemos de incorporar todas sus propiedades nutricionales.

 

Cuando cocinamos los alimentos, muchos de sus nutrientes, vitaminas, minerales y enzimas se pierden antes de que lleguemos a comerlos. Esto es así especialmente si se cocinan de manera excesiva o de forma inadecuada. Es por eso que consumir alimentos crudos es una de las mejores maneras que tenemos de incorporar todas sus propiedades nutricionales.

Un ejemplo muy simple para entenderlo es pensar esto: una semilla cocinada, ¿crece? Pues no, pero una cruda, sí. Junto con los nutrientes, al cocer la comida en exceso se pierde la energía vital de los alimentos.

Por eso se recomienda escoger alimentos crudos como vegetales (¡no todos se cocinan!), frutas, frutos secos, semillas y granos que no se hayan calentado a más de 40 grados.

Una idea fácil para comer alimentos crudos es añadir una ensalada a las comidas. También puedes probar con esta deliciosa receta dulce:

 

¿Cuáles son los beneficios de comer alimentos crudos?

1. Quienes consumen alimentos crudos tienen un pH más alcalino en la sangre (menos ácido, y por ende, más saludable).

2. Cuando comes crudo incorporas enzimas naturales de los alimentos que son necesarias para descomponer los nutrientes y que suelen destruirse con la cocción.

3. Los alimentos crudos aumenta la energía.

4. Ayudan a dormir mejor y mejorar la calidad del descanso.

5. Despejan la mente y brindan claridad mental.

6. Cuando comes crudo no es necesario limitarse tanto, puedes comer más.

7. Ahorras dinero, pues los alimentos crudos suelen ser más económicos que los preparados.

8. Produces menos basura, porque usas menos empaques y menos bolsas.

9. Mejoran la salud intestinal.

10. Se recupera la función natural del cuerpo de eliminar toxinas y defenderse ante posibles contaminantes.

 

 

Pin It on Pinterest

Share This